lunes, 18 de mayo de 2009

Se fue otro grande... Adios a Benedetti


Nunca he sido un seguidor de la poesía, me gusta muchísimo mas la prosa, pero tengo una fascinación especial por la poesía de Mario Benedetti, sus textos libres, sin tapujos, llenos de realidad y colmados también de fantasía, me encantan.

Hoy me he enterado que don Mario murió ayer, y me he conmocionado, ¿por qué tienen que morir los genios? ¿es necesario su muerte para inmortalizarse? Benedetti ya es inmortal, ya lo era antes de morir, y no ganó el premio Nobel como algunos han requerido para ser inmortales, (a otros ni eso los salva de morir guardados en un estante de libros baratos, llenos de polvos y sin mas compañía que otros muertos sin leer).

Benedetti vivió lleno de orgullo de ser quien era, de amor a la vida, a la libertad, de sed de justicia para un pueblo reprimido, (el pueblo iberoamericano), entre el exilio y la discriminación (en alguno de sus viajes a EU le hicieron firmar una carta donde decía que no iba a matar al presidente...) también vivió entre el reconocimiento y el amor de sus lectores.

Sus poemas han sido llevados al cine, a la música, al teatro, Benedetti es tan grande que llena todas las artes, no solo la literatura.

Hoy ya no está físicamente, pero su inmortalidad nos rodea, nos cobija, nos llena de vida, su sonrisa amable nos invita a reír con él de la maldad, de la injusticia, del dolor.

Gracias Benedetti por compartirnos parte de ti... gracias por mostrarnos tu Táctica y estrategia para vivir... gracias por enseñarnos a decir Te quiero... gracias por permitirnos Contar contigo, no hasta dos o hasta diez, sino contar contigo... gracias por dejarnos ver El Rostro de Voz...

2 comentarios:

alcorze dijo...

Gran resumen, amigo Julio. Coincido plenamente contigo. Un abrazo!

Sonia dijo...

Su táctica y estrategia eran muy buenas, las mejores. No había visto esta entrada antes, muy bien expresado, Julio.